Cervezas

LAS CERVEZAS BLONDE ALE

Autor Ramón J. Hernández / Sin comentarios

7 julio, 2017

Publicado en All, Cervezas, Gastronomía

cevezas tentarte Blonde Ale

Historia de la cerveza Blonde

Encuentra sus primeros apoyos en las tradiciones de siglos de las cerveza rubia y Kölsch, y su nacimiento es probablemente una versión más ligera que fue elaborada hacia la mitad del siglo X!X que llamó la atención de forma chispeante en las tradiciones inglesas.

Las cervezas Blonde modernas se elaboran ahora a lo largo de todo mundo y cada país tiene sus propias y ligeras variaciones en el mismo tema, centrado por lo general en torno a los ingredientes que se producen en particular en el lugas. Sin embargo llamar a una cerveza rubia no la hace de estilo “Blonde Ale“, es necesario que lo sea, pero esto es algo olvidado en muchos cerveceros, propietarios de bares y consumidores aunque el que sea Blonde Ale no sólo lo denota de forma exclusiva el color de la cerveza

Las características concedidas para este estilo son amplias, y tal vez eso es parte del problema a la hora de clasificarlas. Además otras “Blonde” se pierden, no en un mar de pseudo-rubias, sino en nombres que no denotan su verdaderas características por lo que estas rubias terminan pasando desapercibidas; un ejemplo de esto son la “summer ale” o la “golden ale”. No todas, pero si algunas, si las estudias y analizas bien, revelarán a una “rubia” moviéndose detrás de las cortinas.

Es necesario estar muy atentos, observar con cuidado y armarse del conocimiento de su carácter, porque habrá muchas trampas que la hacen esquivas y pueden permanecer irreconocibles a los admiradores excesivamente ansiosos.

Sentarse, disfrutar de la cerveza con tranquilidad y deja que tus sentidos la busquen, y ella al poco se mostrará. La Blonde Ale aporta un rango IBU de 15 a 28; su graduación es de entre 3,8 a 5,5%; sus aromas a maltas dulces moderados y lúpulo; su sabor ligero dulce, incluso de caramelo; su final seco y algo dulce; una sensación suave en boca y una apariencia del amarillo pálido al oro líquido; una claridad magnífica y “la cabeza” media y blanca como la nieve.

Los sabores de la malta son dulces, pero pueden tener un cierto carácter agregado del pan ligero, de la tostada, del trigo, de la galleta, incluso del centeno. El caramelo no es generalmente parte del perfil pero puede encontrar un lugar en niveles muy bajos. Los ésteres frutales bajos a moderados son comunes en la mayoría de los ejemplos, pero no son necesarios en su composición. El sabor que deja de lúpulo puede ser de cualquier variedad pues suele pertenecer a las zona más próxima de cultivo y persevera ligero a moderado aunque nunca debe ser áspero.

Concluimos diciendo que las “Blonde o Golden Ale” y la “English Summer Ale” son realmente el mismo estilo.

Las cervezas TENTARTE son algo más que cerveza.
A disfrutar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies